Este restaurante tiene 2 locales en Madrid. Este (más elegantoso y más acorde con la zona en que está) y otro en Guzmán el Bueno que data de 1959 y es muy taberna, muy bar. De ahí que lo incluya en la Sección «Tabernas/C.Comidas». Está en un local muy amplio en 2 plantas, arriba barra, abajo comedor. Bonito porque, a pesar de estar por debajo del nivel de la calle, tiene un ventanal enorme con mucha luz. En definitiva este es una actualización de la clásica casa de comidas de G. el Bueno. La jefa de sala una chica joven muy espabilada que se hace con todo y nos atendió muy bien. Cuenta con una buena bodega. No dispone de aparcacoches pero el Parking de Gral. Oraa está al lado. En cuanto a la comida, lo que yo destaco de este sitio es la excelente relación calidad-precio; en poco sitios se come una materia prima tan buena de pescados y carnes con esos precios, aunque carne no tomamos ninguno. Cenamos como platos principales unos pescados, todos ellos de un peso más que considerable a unos precios fabulosos; ninguno llegaba a 20€.  Los entrantes también muy ricos: las croquetas de marisco, la clásica ensaladilla rusa, los callos y unas «alcachofas de Jerusalen» que no valían nada, eran como unas chips pero muy insulsas (es un tubérculo parecido a la yuca). Por poner un pero … se les fue la mano con el vinagre y la guindilla en mi rape a la bilbaína y estaba explosivo; lo tuve que devolver. Los postres estaban también muy logrados.  Claudio coello, 116

Valoración

7/10        €€/€€€€       

Vídeo resumen

¿Dónde está?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *