Penúltima apertura de Sandro y Marta y última apertura en Madrid. Está muy muy muy de moda y hay que reservar con meses de antelación. Yo reservé en Agosto y por fin fuimos la semana pasada (noviembre), un grupo de 7 personas. El local (antiguo «Pan de Lujo» que -por cierto- me encantaba) es muy bonito, decoración selvática, tropical con muchas plantas y vajilla y lámparas también acorde. Sigue manteniendo el bonito patio que tenía «pan de lujo» pero muy reformado. Lo que más me gustó fue la cocina, alucinante. Cuando te diriges a tu mesa pasas pegado a ella (al cristal que la separa del pasillo) y sientes todo el calor que transmiten esas parrilas, los espetos y las carnes brasileñas en rodizio. La comida es una mezcla, yo diría, de platos latinoamericanos y algunos con toque japonés. Unos platos más ricos que otros; por ejemplo el poke de atún no vale nada. Los postres deliciosos, el chocolate de Moctezuma y la tarta de plátano y vainilla. Comentar que el servicio me parece agobiante, hay demasiada gente comiendo a la vez y tratan de atender demasiado bien, lo que hace que interrumpan en demasía durante la cena. Jorge Juan, 20.

Valoración

7.5/10   €€€/€€€€

¿Dónde está?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *