Local chulo que fue una carnicería y está tal cual. Con el mostrador de mármol de una pieza donde limpiaban y despachaban la carne. Los ganchos colgando del techo donde colgaban las piezas de vaca, etc. Sólo banquetas altas a los lados de este mostrador y pasas por debajo de esta mesa para sentarte al otro lado. Muy original pero al entrar hay un olor a lejía que echa para atrás, lo cual no es muy agradable. Los camareros no son nada simpáticos. Pedimos un chuletón de buey que, obviamente, no era de buey. No entiendo porqué se empeñan en los restaurantes en llamar buey a la vaca vieja. Ponzano, 11

7/10           €/€€€€           

¿Dónde está?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *