Esta es una sucursal del San Ginés de toda la vida del Centro de Madrid. Es una cafetería de dos plantas con unas mesitas fuera en donde yo me senté. No tiene servicio de mesa, tienes que hacer una cola, llegar al mostrador, pedir y llevarte las cosas a la mesa, ¡un poco incómodo!. Además de lo clásico que es el chocolate con churros y porras ofrecen zumo de naranja, horchata y algo de bollería. El local no vale nada comparado con el del Centro. Pedimos churros, porras, café con leche y zumo. No me gustaron los churros y las porras menos todavía. Son infinitamente mejores los de churrería. Eso sí!!!!…. el chocolate es delicioso. López de Hoyos, 81.

Valoración

6/10

¿Dónde está?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *