REPOST: Restaurante chino en Madrid de los de verdad, auténtico, donde vienen a comer las comunidades Chinas residentes en Madrid; de hecho estábamos rodeados. El local no es demasiado bonito, es un chalecito adosado en la zona de Arturo Soria pero tiene de agradable un bonito jardín; mejor fuera que dentro que está distribuído en diferentes estancias; en cuanto al vestido de la mesa nada destacable tampoco, bastante simple todo, al igual que el mobiliario. El servicio es muy bueno y la comida deliciosa.  Ofrece una amplísima carta que no te da tiempo a asimilar, por lo que te aconsejo la lleves mirada y un poco decidido. Nosotras vinimos por el pato pekinés que ya he probado aquí y que -para mi gusto- este y el del «pato laqueado» son los mejores de Madrid. En esta ocasión pedimos Shengjian shanghainés (8.80€/4 un) que son unas «empanadillas» de los mil modelos que elaboran, éstas rellenas de carne y jengibre que estaban extraordinarias; también una jiaozi cantonés (6.50€/4un), otro tipo de dumplings en esta ocasión rellenas de gambas igualmente deliciosas; se diferencian del resto de sitios porque las elaboran ellos al momento (motivo por el que tardan un poco en servirte) pero desde luego que la espera merece la pena. Y de plato principal pedimos el pato pekinés (22,80) con todos sus aderezos SOBERBIO y un arroz frito cantonés (8€) que fue lo más flojo, con poco sabor a pesar de su delicioso aspecto. No es fácil aparcar y no dispone de aparcacoches. Arturo Baldasano, 22.

Valoración

8.5/10  €/€€€€

¿Dónde está?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *